mapa del sitioalfabeta.net respondeescríbanos..actualización de archivos y otros servicios...Página de InicioManual FarmacéuticoManual Farmacoterapéutico (Argentina - Chile)Obras SocialesSuscripciones on lineLibros
alfabeta.net
 Ultima actualización: 18/09/2014
Laboratorios Ceade
Manual Farmacéutico On Line 
Nuestros Productos
Suscripciones
Libros 
Bolsa de Trabajo
Agenda Farmacéutica
Direcciones y Teléfonos Utiles
Afecciones más comunes
Clasifarma
Informes de Precios On Line
Consultas mas Frecuentes
Disposiciones de la ANMAT
Interacciones
Vacunas
Fitoterapia
Investigación de mercado
Quienes Somos
Otras Afecciones
Acné
Alopecia
Celulitis
Conjuntivitis
Constipación
Dermatitis del Pañal
Dismenorrea
Dolor de Cabeza
Dolor de Espalda
Gripe
Hemorroides
Hiperhidrosis
Obesidad
Osteoporosis
Pediculosis
Pie de Atleta
Resfrío Común
Trastornos del Sueño
Sinusitis
Urticaria
Várices
Pediculosis

Definición
Clínica y diagnóstico
Etiología
Prevención y tratamiento
Rol del farmacéutico
Cuándo acudir al médico

DEFINICIÓN

La pediculosis es una enfermedad muy frecuente entre la población infantil (e inclusive adolescente) que produce complicaciones dermatológicas y trastornos psicológicos en el ámbito familiar, escolar y social.

Está causada por unos insectos pequeños, aplanados y sin alas denominados Pediculus (piojo).

Clasificación: los piojos se agrupan en los órdenes Mallophaga y Anoplura.

Los piojos malófagos (que "comen lana") son mordedores, parasitan a las aves y a algunos mamíferos, pero no al hombre. En cambio, los piojos anopluros (de "cola inerme") son chupadores, se alimentan de la sangre de los mamíferos, exclusivamente. Los piojos que parasitan al hombre pertenecen a este orden y a su vez, se clasifican en 2 géneros y 3 especies:

• Pediculus humanus capitis o piojo de la cabeza.
• Pediculus humanus corporis o piojo del cuerpo.
• Phthirus pubis o piojo del pubis (ladillas).

El género Pediculus se caracteriza por tener el tórax más delgado que el abdomen y netamente separados. En cambio, el género Phthirus tiene el tórax ancho y no separado del abdomen. Los piojos del cuerpo y de la cabeza se diferencian por su tamaño: estos últimos son más pequeños.

PIOJO DE LA CABEZA:

En su forma adulta, es de forma ovoidea, de color blanco-grisáceo y mide entre 1.5 y 3 mm. En su ciclo vital, el piojo hembra deposita sus huevos o liendres en la raíz del pelo, a 1 cm del cuero cabelludo, especialmente en la zona occipitocervical (en la nuca) y retroauricular (detrás de las orejas).

Cada hembra coloca aproximadamente 10 liendres por día, y entre 50 y 200 en su vida. Maduran en 5 a 11 días y tardan 2 semanas en llegar a la forma adulta. Se desarrollan a una temperatura entre 22ºC y 36ºC.

Recién puestas, las liendres son claras y brillantes, y a medida que transcurre el tiempo y se alejan del cuero cabelludo, se tornan blancas o grisáceas.

El piojo adulto vive alrededor de 30 días en el huésped y no sobrevive más de 12-24 horas fuera de él. Las liendres pueden sobrevivir hasta 1 mes.

CLINICA Y DIAGNÓSTICO

Características, síntomas, descripción, localización

Incidencia: la pediculosis afecta a chicos en edad escolar, principalmente a aquellos entre 3 y 12 años. Se presenta en cualquier ambiente o nivel socio-económico.

Síntomas: el síntoma más frecuente es el prurito intenso en cabeza, cuello y hombros. Al picar el piojo, produce una pequeña herida e inyecta su saliva en pequeñas cantidades en el cuero cabelludo. La sensibilización a la saliva no se produce inmediatamente, pueden necesitarse miles de picaduras para que ocurra la reacción. El prurito puede pasar inadvertido al principio y tardar 8 a 10 semanas en aparecer. Por eso, la ausencia de prurito no significa que no se produjo la infestación. Es decir, no garantiza la ausencia de pediculosis. El rascado agrava la inflamación, y si ésta progresa, puede producir costras, infecciones bacterianas secundarias y adenopatías.

Diagnóstico: se confirma con el hallazgo de liendres y/o piojos en el cuero cabelludo. Las marcas de las rascaduras ayudan al diagnóstico presuntivo.

Sitios más afectados: son las regiones de la nuca, detrás de las orejas y sus cercanías.

ETIOLOGÍA

Factores de riesgo: la edad, ya que afecta principalmente a los chicos en edad escolar, entre los 3 y 12 años, y el sexo, porque afecta en mayor medida a las nenas. En los adultos, puede deberse a una falta de higiene personal, aunque ni siquiera los lavados regulares del cuerpo y la cabeza evitan su aparición.

Transmisión: se realiza por contacto directo de cabeza a cabeza, por peines, cepillos, gorros, sombreros y otros artículos para la higiene personal.

PREVENCIÓN Y TRATAMIENTO

Prevención y tratamiento

Existen varias medidas para evitar el contagio o tratar la enfermedad:

• Revisar diariamente la cabeza de los chicos buscando piojos y liendres. Es recomendable el uso cotidiano del peine fino.
• Usar el cabello corto, o bien, recogido y lavarlo con frecuencia.
• No compartir peines, cepillos, gorros, vinchas con otras personas.
• Realizar un tratamiento adecuado, incluyendo el peine fino para desprender piojos y/o liendres, y productos pediculicidas.
• Nunca dejar un champú pediculicida sin enjuagar como método de prevención, ya que el cabello y la piel de los chicos son más sensibles y delicados que en los adultos.
• Luego del tratamiento con el pediculicida, hay que eliminar las liendres manualmente con un peine de dientes finos.
• Lavar la ropa de cama, toallas y la demás ropa de vestir en agua muy caliente a 65ºC. Lo ideal es utilizar lavarropas.
• Lavar los peines y cepillos con agua jabonosa a 65ºC. No compartirlos.
• Evitar el contacto del pediculicida con ojos y mucosas.

Nunca usar pediculicidas como medida profiláctica. Sólo deben reservarse para las cabezas infestadas. Se debe evitar la aplicación preventiva de un pediculicida, ya que resulta ineficaz porque la poca cantidad que queda del producto en el cabello, quizás no sea suficiente para matar a posibles piojos invasores. Además, el uso indiscriminado y continuo de un pediculicida favorece el desarrollo de resistencia al mismo.

No alcanza el tratamiento con fármacos. La prevención es indispensable, por ello es necesario cumplir con todas las medidas higiénicas para impedir la reinfestación.

PEDICULICIDAS

Es preferible el uso de LOCIONES porque se distribuyen muy bien en una sola aplicación. Como se aplican en el cuero cabelludo y se dejan secar en él, el pediculicida está en contacto con el cabello durante un largo tiempo y en alta concentración. En cambio, el SHAMPOO se diluye con el agua y además, está poco tiempo en contacto con el cabello.

El problema de las LOCIONES es que, al estar hechas a base de alcohol, pueden causar escozor al aplicarlo sobre el cuero cabelludo que está lastimado por rascarse. En pacientes asmáticos, al evaporarse el alcohol, puede irritar los pulmones y producir un ataque de asma. Es conveniente usar lociones acuosas en estos pacientes.

Las drogas más utilizadas para el tratamiento de la pediculosis son:

• PIRETRINAS:

Son productos naturales que se extraen de las flores del Piretrum (Chrysantemum cinerariae folium). También están los piretroides sintéticos, sintetizados para mejorar las propiedades físicas y químicas de las piretrinas y aumentar su actividad biológica. Son mezclas de isómeros ópticos y geométricos del piretroide. Se utilizan para tratar la pediculosis de la cabeza, cuerpo y pubis.

Mecanismo de acción: se absorben en el insecto y bloquean la transmisión de los impulsos nerviosos. Actúan sobre los axones del SNC y periférico por interacción con los canales de sodio. Así le producen parálisis y muerte. Su acción es relativamente corta debido a la rápida biotransformación en el insecto. Esta acción puede prolongarse asociándolas con Butóxido de Piperonilo, que inhibe las enzimas hidrolíticas que metabolizan las piretrinas en el piojo, por lo tanto, inhibe la degradación de las piretrinas.

Toxicidad: su toxicidad es escasa, aunque todos los piretroides sintéticos son neurotóxicos a determinadas dosis, tanto para los insectos como para los vertebrados. No tienen neurotoxicidad retardada como los organofosforados y casi ni se acumulan porque se metabolizan por hidrólisis, oxidación y conjugación. Además son poco tóxicos porque se aplican en poca cantidad y se degradan rápidamente en el ambiente. A dosis terapéuticas, pueden ser irritantes sobre ojos y mucosas y pueden causar prurito y sensación de quemazón en la piel.

Precaución: no usar en menores de 2 años, embarazadas o mujeres que estén amamantando. No usar en pacientes hipersensibles a sus componentes.

Las piretrinas que se emplean contra la pediculosis son:

PERMETRINA: se emplea sólo para uso externo en loción, shampoo y crema de enjuague al 1%. Su acción pediculicida persiste en el cabello durante 14 días y no es afectada por el lavado. Es efectiva en el 99% de los casos. Puede asociarse a benzoato de bencilo o a butóxido de piperonilo. ALETRINA: loción, shampoo y spray al 0.1-0.2%. Se utiliza la trans-aletrina. Otro de sus isómeros usados es la bioaletrina. Se asocia con benzoato de bencilo o butóxido de piperonilo. DELTAMETRINA O DECAMETRINA: loción, shampoo y aerosol al 0.02%. Se asocia con butóxido de piperonilo. D-FENOTRIN O SUMITHRIN: loción al 0.2-0.3%. • ORGANOFOSFORADOS:

El único insecticida organofosforado que se usa para la pediculosis es el MALATION. Es útil para tratar la pediculosis de la cabeza.

Mecanismo de acción: inhibe irreversiblemente a la colinesterasa.

Toxicidad: es el organofosforado menos tóxico para los mamíferos porque se hidroliza y detoxifica más rápido que en los insectos, a diferencia del paratión que es muy tóxico.

No se comprobó su eficacia y seguridad en menores de 2 años. En mayores, se usa como en los adultos.

Se lo emplea en aerosol al 0.25%, asociado con permetrina y butóxido de piperonilo. Su condición de expendio es: "Venta Bajo Receta Archivada".

• ORGANOCLORADOS

El único insecticida organoclorado usado como pediculicida es el LINDANO. Es de elección para el tratamiento de la sarna y también se lo utiliza para tratar la pediculosis de la cabeza y el pubis.

Mecanismo de acción: por su liposolubilidad penetra en los parásitos, se absorbe, y se cree que estimula su SNC, produciéndole convulsiones y muerte. Contraindicaciones: niños menores de 2 años, pacientes con trastornos convulsivos, embarazo, lactancia e hipersensibilidad al producto.

Toxicidad: luego de aplicado, se absorbe por piel y se metaboliza lentamente (semivida de aprox. 20 horas) con el consiguiente riesgo de toxicidad sobre el SNC, que puede llegar a convulsiones, seguidas de depresión. El riesgo es mayor en niños pequeños, ancianos y personas con historia de trastornos convulsivos. Es inductor enzimático. Irrita los ojos y las mucosas y puede producir dermatitis por contacto

Precauciones: no utilizarlo como producto preventivo. No aplicarlo sobre piel lastimada. No aplicarlo junto con cremas o ungüentos porque pueden aumentar su absorción.

Se lo utiliza en loción y shampoo al 1%. Su condición de expendio es: "Venta Bajo Receta".

• ACIDO ACETICO

En bajas concentraciones, que no irritan el cuero cabelludo, debilita la capa protectora de las liendres y el material cementante que permite la adhesión de las liendres al pelo, facilitando su extracción con el peine fino.

Además, tiene una acción repelente, ya que su pH ácido modifica el medio ambiente del cuero cabelludo, lo cual impide la permanencia y reproducción de los piojos. Se utiliza en shampoo al 5%.

LO QUE EL FARMACÉUTICO DEBE SABER

• Edad: si es niño o adulto. Es muy común en niños en edad escolar y raro en adultos.
• Si el niño estuvo en contacto con niños infestados o si hay piojos en el colegio.
• Si habitualmente es de tener pediculosis
• Si hubo infestación previa reciente.
• Si se ha confirmado la presencia de piojos y/o liendres.
• Si hay picazón, aunque sino la hay, no significa que la infestación no se ha producido, porque son necesarias muchas picaduras para que ésta se presente.
• Qué agentes pediculicidas se utilizan y cuál es el modo de uso.

Papel del farmacéutico

Puede recomendar un tratamiento adecuado y dar información sobre los pediculicidas en uso, su presentación (loción, shampoo, crema de enjuague, etc.), contraindicaciones, efectos adversos, precauciones y advertencias, y su correcto modo de empleo.

Debe explicarle al paciente (o a sus padres, en el caso de niños) que, luego del tratamiento con el pediculicida, es necesario pasar el peine fino para eliminar los piojos y liendres que pueden quedar en el cabello.

Debe aconsejarle que no utilicen remedios caseros ni que se automediquen. Esto puede agravar más la pediculosis o provocar serios trastornos para la salud.

Debe recomendarle a los padres que revisen periódicamente la cabeza de los chicos y que lleven a cabo las medidas de higiene fundamentales.

CUÁNDO ACUDIR AL MÉDICO

En caso de pediculosis complicada con lesiones del cuero cabelludo.

Esto se debe a que el rascado puede agravar la inflamación y provocar infecciones bacterianas secundarias.

En caso de alergia o hipersensibilidad a los pediculicidas.

En caso de irritación grave de ojos y mucosas.

NOTA: En caso de ingestión accidental o intoxicación, comunicarse con los siguientes centros de toxicología:

• Hospital de Niños R. Gutiérrez. Tel: (011) 4962-6666/2247.
• Hospital A. Posadas. Tel: (011) 4654-6648/4658-7777.

Alfabeta SACIFyS · Melián 3136 · (C1430EYP) · Ciudad de Buenos Aires · Argentina · Tel (5411) 4545-2233 · Mail: info@alfabeta.net
sistemas de gestión farmacéutica
El contenido de este sitio está protegido por el derecho de propiedad intelectual, encontrándose prohibida su reproducción y distribución total o parcial por el medio que sea.